¿Los hábitos de vida saludables mejoran la apnea del sueño?

Si le han diagnosticado apnea del sueño, es primordial que adopte hábitos de vida saludables. También es positivo seguir al pie de la letra el tratamiento de su médico. Conozca los consejos para mantenerse a salvo si tiene apnea del sueño.

Con estos hábitos podrá hacerle frente a la apnea del sueño, o al menos aliviarla:

Duerma de costado sobre el lado izquierdo del cuerpo. Esta posición ayuda al corazón a bombear mejor la sangre y a las vías respiratorias a expandirse sin dificultades.
Detenga el consumo de alcohol o medicinas para el sueño. Estos relajan los músculos de la parte posterior de la garganta, dificultando más la respiración.
Mantenga una alimentación saludable. La pérdida de peso a través del ejercicio y una alimentación saludable puede tener beneficios a largo plazo para las personas con apnea del sueño leve evitando que la enfermedad empeore.
Deje de fumar. Fumar supone un riesgo para la salud conocido por todos pero además Cuando una persona fuma hace que la nariz y la garganta se inflamen, un hecho que provoca que se reduzca el espacio por el que pasa el aire. De este modo, cuanto más estrechas sean las vías respiratorias, más dificultades existen para respirar con normalidad.
Evite consumir alcohol. Al menos seis horas antes de acostarse no es bueno consumir alcohol, ya que, facilita la obstrucción al paso del aire y, por tanto, potencia el desarrollo del síndrome de apnea e hipopnea obstructiva del sueño.
Evite ver la televisión, usar el computador, el móvil o escuchar música estridente antes de acostarse, puede afectar luego a la hora de conciliar el sueño, pero esto sucede sólo cuando la iluminación de sus pantallas está al máximo o los usuarios se los acercan mucho a la cara, a menos de 14 centímetros.